El gato a su bola en el barreño

A los gatos les suelen sobrar las ganas de jugar cuando tienen una pelota o algo redondo a lo que echarle las zarpas. El gato de hoy, sin ir más lejos, está desatado.

La pelota está en el interior de un barreño pero el poco espacio para moverla no es un impedimento para que este gatito se entusiasme con el juego. ¡Qué energía!

http://www.youtube.com/watch?v=FPnik_Y8kv0