perro y gato

¿Por qué hay más razas de perros que de gatos?

¿Te has preguntado alguna vez porqué hay más razas de perros que de gatos?

Hay varios cientos de razas de perros, mientras que las diferentes razas de gatos contabilizadas apenas si llegan al centenar.

¿Por qué? Principalmente, por dos razones:

(1) Los gatos comenzaron a domesticarse después que los perros.

La domesticación del perro es mucho anterior. Depende de la fuente que mires, encontrarás una u otra fecha. Pero, para que te hagas una idea, se dice que comenzó en Europa hace mucho más de diez mil años, cuando el ser humano aún no había descubierto la agricultura.

Así comenzó el perro: Ayudando a cazar al hombre. Y éste descubrió en el pariente del lobo a un amigo que lo acompañaría por muchos, muchos años.

A diferencia del perro, la domesticación del gato comenzó hará unos cuatro mil años. Al minino no lo invitaron a perseguir mamuts, pero (ya que se descubrió la agricultura) fue muy útil ayudando al hombre a mantener sus graneros libres de ratas y ratones.

(2) Gatos y perros se domesticaron con distintos propósitos.

Como hemos dicho, muchos gatos tienen el instinto cazador para mantener la casa y los graneros libres de roedores. Pero a los perros se les asignaron más funciones, ya que llevan más tiempo entre nosotros: cazar, pastorear, proteger la casa, etc.

Así, el humano fue observando que a unos tipos de perros se les daban mejor unas tareas que otras. Y, por eso, fue mezclando las razas; para ajustarlas a la misión que se le encomendaba a cada animal.

Quizás con los gatos vaya ocurriendo esto mismo y sigan aumentando las razas diferentes que conocemos. Hay que tener en cuenta que en este tiempo han aumentado bastante. Ya veremos si terminan superando el centenar…

Imagen de praline3001