goldfish común

Goldfish común

Puede que el nombre de Goldfish común no te sea demasiado familiar. Pero, si te digo que es ese pececillo de color naranja que una vez te empeñaste que tu madre o padre te comprara en aquel mercadillo en tu más tierna infancia, quizá las cosas cambien radicalmente.

¡Ah, sí! ¡Ése es el Goldfish!

¿De dónde procede el Goldfish común?

Del mismo lugar de donde procede una enorme cantidad del calzado, productos electrónicos y un largo etcétera de cosas que tenemos por casa: de China.

Eso sí, el Goldfish, el cual se lleva criando desde hace más de ocho siglos en Japón como mascota, vino mucho antes de que eso de comprar cosas chinas fuera habitual para nosotros. Concretamente, a Europa llegó alrededor de siglo XVII.

Características físicas del Goldfish

El Goldfish, también conocido como carasio común, es un pez de apariencia bastante similar a la de la carpa. De cuerpo muy estilizado y estrecho, con las aletas ventrales y pectorales redondeadas.

Tal y como ya hemos apuntado un poco más arriba, su color más característico es el naranja brillante. Pero también es posible ver ejemplares con las escamas de color rojo, amarillo, blanco e incluso una mezcla de varios de estos tonos.

Crecen a una velocidad pasmosa, alcanzando rápidamente en el acuario una talla máxima de 25 centímetros. Talla que puede aumentar hasta los 40 centímetros, si decidimos introducirlo en el estanque para peces del jardín.

¿De qué se alimenta este pez?

De cualquier tipo de comida que le eches en el acuario, ya que se trata de una especie omnívora.

Admite tanto alimento vivo, como seco; la típica comida en escamas que venden en cualquier pajarería, liofilizada e incluso alimento congelado.

Eso sí, no te emociones con la cantidad de pienso y le eches mucha cantidad, ya que no se le da bien parar de comer. Ten cuidado con esto.